¡De Regreso a Clases!

¡De regreso a clases! ¿Qué se les viene a la mente cuando escuchan estas palabras?

Ahora imaginen a 28 niños que regresan a clases y les contaremos lo que paso en La Casa de mi PadreBackToSchool2 en estas últimas semanas. Para que tengan una idea, llenamos 28 formularios de aplicaciones para el colegio (con foto para cada uno de los niños), trabajamos en un presupuesto para poder cancelar la matrícula y primera mensualidad, compramos libros y cuadernos, los cuales forramos con papel de colores y plástico (¡Cientos de ellos!). Los materiales que no fueron donados de la lista de útiles los compramos, con ellos equipamos cada mochila correspondiente a cada niño y su grado, rotulamos todos los cuadernos y materiales de los chicos. En cuanto a los uniformes, se tomaron las medidas de cada niño para mandarlos a BackToSchool6hacer y llevamos a todos los chicos a comprar sus zapatos escolares. Todo el equipo de trabajo tuvo que involucrase, desde la asistente administrativa, hasta la trabajadora social, cuidadores, padres de hogar y por supuesto los niños. Este esfuerzo ha valido la pena, ya que los chicos salieronBackToSchool8 a estudiar, listos para comenzar un nuevo año escolar.

Sin embargo, nada de esto hubiese sido posible sin ustedes, que como donantes y patrocinadores de nuestros niños han contribuido para que ellos puedan comenzar una nueva etapa, fijarse metas y sueños para su futuro. Algunos de ustedes enviaron mochilas, otros donaron útiles escolares, otros envían donativos mensuales para cubrir los gastos de mensualidades, transporte, el cuidado de cada niño y  otros nos apoyan como guerreros de oración. La semana pasada recibimos un correo de una de nuestras patrocinadoras, el cual decía: “Somos bendecidos de poder ayudarles aunque sea con una pequeña parte”. Ella y ustedes son parte de La Casa, sin su apoyo, la oportunidad de cambiar vidas no fuera posible. La mayoría de los niños vienen a nosotros sin nunca haber tenido la bendición de ir a la escuela, o si la tuvieron, muchos de ellos dejaron sus estudios a medias.

Cuando lleves a tu hijo a la escuela o cuando pases frente a una, sonríe y recuerda que tu estas haciendo una gran diferencia en El Salvador.

¡Únete a nosotros para dar gracias por otro año escolar que acaba de empezar!

Por Sharon Powell

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s